Por Darinka Rodríguez para Letra Fría


La exposición 100 años de Antonio Alatorre recopila gratos momentos de este escritor de Autlán de Navarro, y que ahora podrán disfrutarse en los pasillos del Museo y Centro Regional de las Artes de ese municipio de la Región Sierra de Amula de Jalisco.

“Estamos prácticamente en el barrio natal de Antonio Alatorre. La casa de los Alatorre Chávez estaba aquí, en la esquina de la calle Borbón, enfrente de lo que ahora es la Casa de la Iglesia, en Autlán de Navarro”, explica el académico Alfredo Tomás Ortega.

Así comenzó el investigador del Centro Universitario de la Costa Sur su conversación acerca de la vida y obra de filólogo, traductor y escritor autlense, Antonio Alatorre, en el Museo y Centro Regional de las Artes de Autlán de Navarro.

En ese sitio ocurrió la inauguración de la exposición fotográfica 100 años de Antonio Alatorre, en conmemoración al centenario de este personaje ilustre.

La exposición consta de 35 fotografías que fueron seleccionadas de entre todo el material fotográfico proporcionado por Miguel Ventura, quien fue pareja de Antonio Alatorre, y pudo retratar distintos momentos de la vida del filólogo.

Las fotografías muestran diferentes facetas de la vida del escritor; en algunas aparece con sus hijos, en otras con sus padres y hermanos.

Pero también con personajes de la esfera literaria del siglo XX, como el escritor zapotlense Juan José Arreola, y con el propio Miguel Ventura disfrutando de sus muchos viajes por el mundo.

Con el corazón en Autlán

“Este hombre universal confesó una vez que él no se sentía jalisciense, él se sentía autlense. Y lo confesó nada menos que ante el gobernador de Jalisco, en el Teatro Degollado, recibiendo el Premio Jalisco de las Letras”, explica Ortega Ojeda.

El investigador mencionó que Antonio dijo que se sentía un poco tramposo al recibir este premio porque no se sentía jalisciense.

“‘La Catedral, las calles de Guadalajara no me dicen nada. Yo soy autlense, nací en Autlán y me marcó mi vida en los primeros 12 años'”.

Entre risas el maestro Ortega comparte que se trata de una declaración muy fuerte de alguien que esta recibiendo este tipo de galardón: “Pero Antonio Alatorre era así, él no tenía ningún empacho en declarar lo que pensaba“.

Una persona de letras

Antonio Alatorre fue un reconocido filólogo, traductor y crítico literario que nació en Autlán de La Grana, Jalisco, el 25 de julio de 1922.

Aprendió latín, griego, francés e inglés y tomó cursos en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Sergio Téllez-Pon (@tellezpunk)

Desde 1952 fue profesor e investigador en el Colegio de México, y fue el director del Centro de Estudios Filológicos de 1952 a 1972.

Editó con Juan José Arreola, y luego con Juan Rulfo la revista Pan (1945), y es autor de Los 1001 años de la lengua española, Ensayos sobre crítica literaria, El brujo de Autlán, El sueño erótico en la poesía española del Siglo de Oro, entre otros más.

Además tradujo más de treinta libros del latín, italiano, francés, portugués e inglés. “Antonio Alatorre siendo un hombre universal de las letras, que fue conferencista en muchos países del mundo, era un extraordinario y minucioso traductor”.

“No solo dominaba varios idiomas, sino que era capaz de hacer traducciones al castellano de obras literarias de gran trascendencia, de tratados y ensayos muy profundos, muy complejos, y hacerlo con una maestría y una elegancia que era reconocida.

Homenajes en su tierra

La exposición fotográfica 100 años de Antonio Alatorre estará todo el mes de julio en el Museo y Centro Regional de las Artes.

Además, durante el mes se realizarán otras actividades para conmemorar los 100 años de su nacimiento. El 23 de julio, a modo de homenaje el museo será sede de la charla “Antonio y yo”, con la presencia de Miguel Ventura.

También el 24 de este mes habrá un recorrido por los barrios de Antonio Alatorre, en compañía de los integrantes del «Club de Lectura La Migraña», y una plática al aire libre con Miguel Ventura en el Jardín de Las Montañas.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Leer Es Sexy (@leer.es.sexy)


Fotografías: Darinka Rodríguez

Autor

Artículo anteriorAndrea Echeverri, una ‘antidiva’ cercana a Guadalajara
Artículo siguienteCrean cartografía artística en barrio tapatío de El Santuario
Medio informativo enfocado en difundir el legado cultural y artístico de las regiones de Jalisco.