CinemaEl fuego, la guerra, las máquinas, la muerte. José Clemente Orozco buscaba ser incómodo en sus pinturas para mostrar su rechazo a la guerra, la explotación de los pueblos y los dogmas ideológicos que imperaban en su tiempo.

Los detalles de los dramáticos personajes que integran sus murales El hombre creador y rebelde y El pueblo y sus falsos líderes (que creó en 1935 en el Paraninfo Enrique Díaz de León) se pueden admirar en la muestra Orozco Metafísico, del Museo de las Artes (MUSA) de la Universidad de Guadalajara.

Es un video mapping de experiencia inmersiva, en la que los visitantes podrán resignificar el arte del pintor originario de Zapotlán el Grande, Jalisco.

Esto mediante animaciones de fotografías de gran calidad de las escenas del mural, mismas que fueron capturadas durante la restauración efectuada en 2017.

“Aquí mostramos detalles que nunca ves, como los murales de los portales en el tambor de la cúpula (del Paraninfo), que te llevan a otra dimensión”.

“Ponemos a disposición de nuestros visitantes estos elementos para que vuelvan a enteros esos murales con ojos renovados”, dijo Laura Ayala, la curadora de la muestra.

Dicha exposición, que estará del 11 de marzo al 29 de mayo, ya se había presentado con anterioridad en LA Art Show, la feria de arte más importante de California, así como en el propio MUSA, en 2018.

Inmersión. A través de un video mapping los visitantes podrán resignificar el arte de este muralista originario del municipio de Zapotlán el Grande. Fotografía: Iván Lara

Para esta ocasión se realizó una remasterización y se sofisticaron las animaciones con más capas, que son proyectadas en un cuarto oscuro al interior de una de las salas.

En la experiencia, la música va acompañada de los trazos de los murales, que aparecen como espectros que invaden los cuerpos de quienes entran a la sala oscura.

La sensación es dramática y va acorde con la narrativa de la obra del artista, que parte desde la aparición de la rebelión de una horda de hombres contra quienes intentan adoctrinarlos, hasta las diferentes fases del hombre creador y rebelde.

“Esto se hizo con mucho respeto, estuvimos con los animadores viendo cómo se podían hacer las transiciones, si se le ponía más movimiento a elementos, y a los personajes un poco más estáticos. Quisimos que en la obra no se caricaturizaran”.

Fragmentos. Los detalles de los dramáticos personajes que integran sus murales El hombre creador y rebelde y El pueblo y sus falsos líderes se pueden admirar en la muestra Orozco Metafísico. Fotografía: Iván Lara

Una muestra metafísica

Además de la proyección, en otra sala se exhiben 16 facsímiles de bocetos de los murales de Orozco que se encuentran en México y Estados Unidos.

A decir de la curadora, este es el resultado de gestiones con instituciones y dueños de las obras originales, quienes dieron los permisos de reproducción.

“Aunque es una exposición pequeña, lleva mucho trabajo de gestión e investigación”.

Previo a la apertura de Orozco Metafísico, Laura Ayala impartió la charla “Orozco. Genio y figuras”, en el Paraninfo Enrique Díaz de León.

Con la compañía de los murales del pintor jalisciense se contó sobre su vida y cómo fue evolucionando su arte mural en distintas latitudes, como Ciudad de México, Jiquilpan, Guadalajara o en California, Estados Unidos.

Además, se describió a los personajes que Orozco pintaba, que tenían que ver con héroes, semidioses,  profetas, así como hombres y mujeres moralmente envilecidos, situados en momentos históricos, utópicos o míticos.

“Orozco consideraba que el artista debería hacer una contribución universal intelectual y sentimental, que no se le deben imponer las modalidades locales y pasajeras”.

Dicha muestra y charlas forman parte de los festejos que el MUSA realiza en el marco de este 2022, Año del Muralismo Mexicano, debido a que se cumple el primer centenario del nacimiento de dicha corriente artística.


Fotografías: Iván Lara González

Autor

Artículo anteriorLos Rucos de la Terraza, transgresores, ritualistas y complacientes
Artículo siguiente“Mujeres de Arcilla en Tonalá”, la resiliencia en la Villa Alfarera
Reportero de Ciudad Olinka. Ha colaborado en Gaceta UdeG, Kä Volta, Revista Colibrí, El Diario NTR Guadalajara, Radio UNAM y Radio UdeG Ocotlán.