Por Hilda Monraz

El 8 de marzo de 1975 la ONU instituyó oficialmente el Día Internacional de la Mujer en el contexto de la celebración del Año Internacional de la Mujer que se realizó en México. Sin embargo, su historia se remonta varias décadas atrás.

Se puede rastrear en el movimiento de obreras socialistas en Estados Unidos, a finales del siglo XIX e inicios del siglo XX.

En las mismas fechas, obreras europeas, principalmente inglesas y francesas, también conmemoraron el Día de la Mujer, aunque lo hacían entre finales de febrero e inicios de marzo. Esto por ajustes entre el calendario cristiano y el de la Revolución Rusa.

Se ha escrito y dicho que se debe el 8 de marzo al recuerdo de una protesta de obreras textiles en Nueva York que fueron asesinadas, aunque no es del todo correcto.

Aparentemente sí hubo un accidente en ese lugar a mediados del siglo XIX, pero no es la razón (principal) del porqué se conmemora el 8 de marzo. 

Unidas. Diversas mujeres de Jalisco se han dado cita cada Día Internacional de la Mujer; durante las conmemoraciones las peticiones son varias. Fotografía: cortesía Evelyne Herrera.

Orígenes similares, mismos fines

En México el origen no es muy distinto al internacional: las primeras en conmemorar un Día de la Mujer fueron las comunistas en las primeras décadas del siglo XX.

Además, las representaciones también cambiaron con los años; esto puede explicarse de acuerdo con la agenda de los movimientos de mujeres y/o feministas de cada contexto.

El 8 de marzo de 2020 se convirtió en una coyuntura histórica en nuestro país, pero particularmente en Jalisco: la red Yo Voy 8 de Marzo organizó una jornada de talleres múltiples y la marcha en Guadalajara y en otros municipios también hubo movilizaciones.

Asistimos alrededor de 35 mil personas en la capital, salimos desde Plaza Universidad en el Centro Histórico de Guadalajara hacia la Glorieta de las y los Desaparecidos.

Días previos a la jornada hubo amenazas en redes sociales sobre ataques con ácido, por lo que cada célula de seguridad de la marcha llevaba paramédica, médica, enfermera o voluntaria similar con el equipo dispuesto.

Afortunadamente no se necesitaron, pues los intentos de ataques no fueron más que sustos. Lo que había unido en ese momento a tantas mujeres fueron los feminicidios que se conocían cada vez con más crueldad.

La reflexión no acaba

Este 2021 la red que organizaba decidió hacer salones de discusión virtuales, pues la pandemia sigue y es imperante cuidarnos. 

Desde el 8 de marzo, toda la semana, y todo el año, se tendrán reuniones digitales para temas concretos en organización: talleres de autodefensa, derechos laborales, posicionamientos en el contexto electoral y otros.

Conmemoración. Durante la marcha de 2020 más de 35 mil mujeres se dieron cita en varios puntos de la ciudad para hacer exigir justicia, igualdad y mejora de oportunidades. Fotografía: cortesía Evelyne Herrera.

Sin embargo, el Frente Feminista de Jalisco sí organizó una marcha que inició en la Glorieta de la Normal hasta el Centro de Justicia para las Mujeres.

También hubo un llamado a acompañar a las familias de mujeres desaparecidas y víctimas de feminicidios en la Antimonumenta. 

Hubo un performance y se leyeron peticiones. Al 8 de marzo hay 41 mujeres asesinadas en Jalisco, mil 183 desaparecidas y 170 cuerpos de mujeres sin identificar en el forense.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Ciudad Olinka (@ciudadolinka)

Es importante cuestionarnos por qué se transformó de ser un día de lucha obrera feminista a un día en el que algunas empresas regalan flores a sus empleadas, en lugar de responsabilizarse por sus derechos laborales.

O por qué los significados se encarnan en las luchas y en las resistencias o reacciones, incluso en los antifeminismos.

La pandemia frenó de alguna manera el impulso de 2020, pero no lo apagó. Celebremos el día que no nos acosen, violen o desaparezcan. Mientras tanto, toca revisar nuestra historia y documentar las acciones de las mujeres.


Fotografías: Cortesía Evelyne Herrera.